Senadora Marilin Sacnun: voto negativo al acuerdo con los buitres

“Es necesario que los pueblos tengan memoria para no cometer los mismos errores. Y entiendo que el pueblo argentino nos pide que no votemos este proyecto porque ha logrado una enorme conciencia social, una enorme conciencia de sus trabajadores. Gracias al peronismo, gracias a que en este país pasó el peronismo, pasó Juan Perón, Eva Perón, Néstor y Cristina Kirchner, los trabajadores han logrado tener conciencia de cuándo se van a avasallar sus derechos”, dijo la senadora nacional María de los Ángeles Sacnun, al argumentar su voto contrario al arreglo con los fondos buitres en la reciente sesión del Senado en la que se abordara el tema.

En su intervención durante el debate, la senadora santafesina del bloque del Frente para la Victoria subrayó además que “la historia de la Argentina es también la historia de la deuda externa” que “ha generado realmente una verdadera debacle, un avasallamiento de derechos”.

En ese sentido, a 40 años del golpe de 1976 recordó que fue la dictadura que allí se inició tuvo como objetivo “implantar un modelo económico de transferencia de recursos de los sectores trabajadores a los sectores más concentrados de la economía internacional, que se llevó puesto el aparato productivo de nuestro país”, a través de “un terrorismo de Estado que se llevó la vida de 30 mil compañeros”.

“A partir de esa situación, comenzamos un ciclo de endeudamiento que gracias a la decisión política de un presidente que se llamó Néstor Carlos Kirchner pudimos comenzar a remontar a través de una política seria, responsable, de desendeudamiento”, continuó Sacnun. “Y la verdad que no nos caímos del mundo. Lo que hicimos fue relacionarnos con dignidad con el mundo, recuperando soberanía política”, enfatizó.

“No he escuchado de este gobierno nacional un proyecto claro de inversiones que puedan generar una tasa de retorno en divisas que garanticen el pago de un nuevo ciclo de endeudamiento. Entiendo la situación de nuestros gobernadores, pero también entiendo que nos están llevando a un nuevo ciclo vicioso de endeudamiento que va a ser nada más ni nada menos que una bomba de tiempo para las provincias”, dijo también la legisladora, quien en el tramo final de su discurso se refirió particularmente a la situación en territorio santafesino. “En mi provincia se están produciendo muchísimos despidos a raíz de la quita de retenciones a las mineras. ArZinc, en el cordón industrial del Gran Rosario, despidió a 400 trabajadores. La metalmecánica está en crisis, la lechería está en crisis. Necesitamos políticas activas del Estado, necesitamos un Estado presente. Por eso me opongo a este proyecto, entiendo que se podría haber llevado adelante un acuerdo más justo, más equitativo, en condiciones razonables”, concluyó.